lunes, 29 de marzo de 2021

LECCION #634 - LA VENTAJA DE REINVERTIR LOS DIVIDENDOS DE TUS ACCIONES Y ETF's


“Cuando Inviertes en Acciones, Las Empresas Comparten Sus
Ganancias Con Nosotros en Forma de Dividendos”

LOS BENEFICIOS DE DIVIDENDOS

Uno de los beneficios de invertir en acciones y fondos de inversión ETF’s, es que comparten sus ganancias en forma de dividendos con sus inversionistas que compraron sus acciones. Estos dividendos se pagan trimestralmente o una vez al año.

Cuando te pagan los dividendos de tus acciones y de un fondo de inversión, te los pueden pagar en efectivo en tu cuenta o puedes reinvertir los dividendos automáticamente comprando fracciones de esa misma acción que pago los dividendos.

Cuando estas joven, te conviene más reinvertir en comprar más acciones, pero cuando estas en la tercera edad, es mejor que te los paguen en efectivo para suplementar tus ingresos.

CONSEJOS CLAVE

Un dividendo es como una recompensa, que una empresa o un fondo de inversión comparten con sus accionistas por cada acción que haya comprado. Estos dividendos se te pueden rembolsar en efectivo en tu cuenta o te pueden reinvertir estos dividendos comprando más acciones de la empresa o del fondo.  A esto se le llama, la reinversión de acciones.

Con la reinversión de dividendos, estás comprando más acciones con el dividendo que te pagan, en lugar de quedarte con el efectivo.

Lo interesante es que reinvertir puede ayudarte a generar riqueza, pero necesitas entenderle como te pueden ayudar, porque puede que no sea la opción correcta para todos los inversionistas.

Los fundamentos de los dividendos

Si una empresa obtiene ganancias y tiene ganancias en exceso, tienen las siguientes tres opciones:

  1. Reinvertir el efectivo en sus operaciones
  2. Pagar sus obligaciones de deuda
  3. Pagar un dividendo para recompensar a los accionistas por sus inversiones y apoyo continuo

Los dividendos generalmente se pagan cada trimestre, por cada acción que tengas. La decisión de pagar un dividendo (o no) generalmente se toma cuando una empresa finaliza su estado de resultados y la junta directiva revisa las finanzas. Una vez que una empresa declara un dividendo en la fecha de declaración, tiene la responsabilidad legal de pagarlo.

Aunque los dividendos se te pueden pagar en forma de cheque de dividendos, también se pueden pagar recomprando fracciones de acciones adicionales. Esto se conoce como reinversión de dividendos y te beneficia con el interés compuesto. De cualquier manera, los dividendos están sujetos a impuestos.

Importante: Es posible evitar pagar impuestos sobre los dividendos si tienes invertidas las acciones o el fondo que pagan dividendos en una cuenta IRA,  ROTH- IRA, SEP-IRA o 401K.

Los Dividendos Se Pagan Por Acción

Los dividendos se no pagan a nosotros que somos accionistas y se paga por acción que tengamos. Entre más acciones tienes, mayor será el pago de dividendos que recibes.

Ejemplo: Digamos que la empresa ABC tiene 4 millones de acciones ordinarias en circulación. Deciden emitir un dividendo de $ 0.50 por acción. En total, ABC paga $2 millones en dividendos. Si posees 100 acciones de ABC, tu dividendo será de $ 50. Si posees 1,000 acciones, serán $ 500.

¿Qué es la reinversión de dividendos?

Cuando se te pagan los dividendos cada trimestre, te los pueden pagar en efectivo en tu cuenta o puedes reinvertir el dinero en la compra de acciones adicionales (fracciones) con el dividendo. La reinversión de dividendos, es una buena estrategia:

La reinversión es automática, no pagas ninguna comisión u otras tarifas de corretaje cuando compres más acciones.

Es fácil, una vez se configura en la pantalla de la casa de bolsa, la reinversión de dividendos es automática, así que no lo tienes que pensar.

Es flexible, la mayoría de las casas de bolsa, NO te permite comprar acciones fraccionadas, pero puedes hacerlo con reinversiones de dividendos.

Es consistente, cada vez que recibes un dividendo se hacen las compras de las acciones. A esto se le llama promedio de costos de dólares (PCD).

Si reinviertes los dividendos, puedes aumentar tu rendimiento a largo plazo, gracias al poder de la capitalización (el interés compuesto). Tus dividendos compran más acciones, lo que aumenta tu dividendo la próxima vez, lo que te permite comprar aún más acciones y así sucesivamente aumenta tu capital.

Los beneficios de reinversión de dividendos

Muchas empresas ofrecen planes de reinversión de dividendos que simplifican el proceso. Estos "DRIP", como se les conoce, compran automáticamente más acciones a tu nombre con tus dividendos. Te comparto los siguientes beneficios al usar el mecanismo DRIP, que incluyen:

  • Precios de acciones con descuento
  • Transacciones sin comisiones
  • Acciones fraccionarias

Uno de los principales beneficios de la reinversión de dividendos radica en tu capacidad para hacer crecer tu riqueza de forma silenciosa. Por ejemplo, a través de los años vas acumulando acciones mensualmente y a las ves con la reinversión de los dividendos en las acciones.

Al jubilarte, puedes contar con estos dividendos y tendrás un flujo estable de ingresos adicionales a tu ingreso.

Ejemplo de crecimiento de la reinversión

Digamos que la empresa ABC paga una modesta tasa de dividendo de 0.50 dólares por acción. Para simplificar las cosas, asumiremos que el precio de las acciones aumenta un 10% cada año y la tasa de dividendos aumenta $0.05 cada año.

Inviertes $20,000 cuando el precio de las acciones es de $20.00 que equivale a 1,000 acciones. Al final del primer año, recibes un pago de dividendo de $0.50 por acción, que son $500 (1000 × $ 0.50).

El precio de las acciones es ahora de $22.00, y al reinvertir tu dividendo compras 22.73 acciones adicionales ($ 500 ÷ $ 22.00). Como no se puede comprar fracciones de acciones en el mercado abierto, por eso implementas el plan de reinvertir los dividendos.

Al final del segundo año, ganas un dividendo de $0.55 por acción. Esta vez, se trata de 1,022.73 acciones, y el pago que recibes en dividendos es de $562.50 (1.022.73 × $ 0.55). El precio de las acciones es ahora de $24.20, y al reinvertir este dividendo se compra otras 23.24 acciones ($ 562.50 ÷ $ 24.20). Ahora tienes 1,045.97 acciones, valoradas en $25,312.47.

Tres años después de tu inversión inicial, obtienes un dividendo de $0.60, que asciende a $627.58 (1045.97 × $ 0.60). Dado que el precio de las acciones ha subido a $26.62, con ese dividendo compras otras 23.58 acciones.

Al final de solo tres años que compraste las acciones, tu inversión ha crecido de 1,000 acciones a 1,069.55 acciones. Y debido a las ganancias de las acciones, el valor de tu inversión ha aumentado de $20,000 a $ 28,471.

Importante: Siempre que una empresa siga prosperando y tu cartera esté bien equilibrada, reinvertir los dividendos te beneficiarán más que aceptar el efectivo, pero cuando una empresa tiene dificultades o cuando tu cartera se desequilibra, tomar el efectivo e invertir el dinero en otra parte, te puede generar mejores beneficios. Esto tiene más sentido.

Decisión de tomar el efectivo, o reinvertir los dividendos

Supón que las acciones de ABC se desempeñan de manera consistente y la compañía continúa aumentando su tasa de dividendos en la misma cantidad cada año (ten en cuenta que este es un ejemplo hipotético).

Después de 20 años, serías dueño de 1,401.25 acciones valoradas en $188,664.30 y tu dividendo sería de $2,031.82.

Si hubieras tomado tus pagos de dividendos en efectivo en lugar de reinvertirlos, hubieras ganado en todo ese tiempo $24,367.68 en dividendos. Pero ahora tendrías solo 1,000 acciones, por un valor de solo $134,640. Al reinvertir tus dividendos cada año, aumentaron tus ganancias en un 47%.

¿Deberías reinvertir los dividendos?

Aun así, a pesar de los beneficios obvios de la reinversión de dividendos, hay momentos en los que no tiene sentido reinvertirlos, por ejemplo:

Digamos que estás en la jubilación o cerca de ella y necesitas más ingresos. Considera primero tus otras fuentes de ingresos:

Seguro Social, distribuciones mínimas requeridas (RMD) de cuentas de jubilación, pensiones, anualidades, antes de decidir si necesitas los ingresos por dividendos. De lo contrario, puedes seguir reinvirtiendo y aumentando tu inversión.

Si el activo subyacente está funcionando mal. Todas las acciones y fondos experimentan variaciones de precios, por lo que puede ser difícil saber si es hora de cambiar de marcha. Aún así, si parece que las acciones o el fondo se han estancado, es posible que desees tomar los dividendos. Por supuesto, si la inversión ya no proporciona valor, o si deja de pagar dividendos, puede ser el momento de vender las acciones y seguir adelante.

Quieres diversificar. Al recibir dividendos en efectivo, en lugar de reinvertirlos, puedes diversificarte en otros ETF’s o acciones, en lugar de agregar a una posición que ya tengas.

So se desequilibra tu cartera o sea portafolio. Los valores de mayor rendimiento y crecimiento más rápido tienen una forma de acumularse mucho más rápido que otros activos. Eso significa que podría ser cuestión de tiempo antes de que tengas sobre ponderación en algunas inversiones. Cuando estos valores funcionan bien, es una ventaja. Pero si no lo hacen, las pérdidas serán mucho mayores.

En conclusión

Uno de los beneficios clave de la reinversión de dividendos es que tu inversión puede crecer más rápido, en vez de que te paguen los dividendos en efectivo y dependieras únicamente de las ganancias de capital para generar riqueza. También es económico, fácil y flexible.

Aún así, la reinversión de dividendos no es automáticamente la opción correcta para todos los inversores. Es una buena idea conversar con un asesor financiero de confianza si tiene alguna pregunta o inquietud sobre la reinversión de tus dividendos.

“Descubre lo posible e intenta lo imposible”  Greco García

Suscríbete a la página para recibir las próximas lecciones.

www.GrecoLecciones.com

cgreco@earthlink.net

 


Virus-free. www.avast.com

0 comentarios: